Por: Jasmin Avila

Los inmigrantes que solicitan la ciudadanía se han vuelto más preocupados ahora que el proceso se ha retrasado de dos a cuatro veces más desde 2016, según un artículo en wncy. Las aprobaciones solían tardar entre cuatro a seis meses.

Según los activistas, algunos residentes legales llevan de 12 hasta 20 meses esperando una respuesta de United States Citizenship and Immigration Services, o USCIS, en lo que supone una especie de ‘segundo muro’ que impone obstáculos a los inmigrantes en este país.


Esto podría verse como una táctica para mantener a las personas en contra de la nueva administración sin herramientas para defenderse, como el poder votar. National Partnership for New Americans, o NPNA, declara que el número de ‘solicitudes de naturalización pendientes se ha disparado a 729,400,’ en su artículo. Los datos de USCIS muestran un aumento del 87.9%, una diferencia dramática de 388,832 solicitudes hace dos años.

 

El informe de NPNA ubica al Distrito de Columbia en el número 12 de los 15 estados con el mayor retraso en la ciudadanía a partir de 31 de diciembre del 2017. D.C. tiene 15,351 solicitudes de ciudadanía pendientes, según en el informe.

Las organizaciones pro inmigrantes se están preparando para estabilizar el proceso de ciudadanía.

 

 

BereaVision/Washington DC.

Comments are closed.