(CDMX). Andrés Manuel López Obrador, presidente de México recalcó beneficiar a los adultos mayores, principalmente indígenas, con el adelanto a su pensión a partir de los 65 años.

El primer mandatario pretende que, por mando constitucional, los apoyos a personas de la tercera edad, niños y niñas indígenas con discapacidad, así como estudiantes de todos los niveles educativos, sean beneficiados económicamente.

Tras verse envuelto en una polémica a través de redes sociales con el #LópezRacista, consideró vergonzoso que no se acepte el trato especial a estos sectores de la población, ya que comentó, que una persona que vive en zonas marginadas envejece más rápido que uno residente en la ciudad.

“Es vergonzoso, que no se acepte el trato especial a los más pobres, a los indígenas y se piense que eso es racismo; es sorprendente, por qué la pensión al adulto mayor en el caso de los indígenas se entrega a los 65 años y a los no indígenas a los 68, porque los indígenas por su situación de pobreza, de marginación, se envejece pronto porque sufren mucho. Y qué es la justicia, darle más al que tiene menos”, recalcó en Palacio Nacional.

“Si eso les molesta, si darle atención preferente a los indígenas es ser racista, que me apunten en la lista, yo quisiera dar más”, agregó.

BM

Comments are closed.