MARK MAGSAYO CAPTURA AL TÍTULO DEL PESO PLUMA DEL WBC PREVALECIENDO POR DECISIÓN MAYORITARIA

cafe-ZocaloBanner

MARK MAGSAYO CAPTURA AL TÍTULO DEL PESO PLUMA DEL WBC PREVALECIENDO SOBRE GARY RUSSELL JR. POR DECISIÓN MAYORITARIA COMO PARTE DEL EVENTO PRINCIPAL POR SHOWTIME ESTE SÁBADO POR LA NOCHE DESDE EL BORGATA EN ATLANTIC CITY, NUEVA JERSEY

Subriel Matías Derrota a Petros Ananyan por Nocaut Técnico Tras Nueve Asaltos en el Co-Evento Principal

Tugstsogt Nyambayar y Sakaria Lukas Empataron por Decisión Dividida en la Pelea Inaugural 

Haz click AQUÍ para Fotos cortesía de Amanda Westcott/SHOWTIME

ATLANTIC CITY, N.J. (23 de enero, 2022) – El invicto Mark Magsayo derrotó al campeón longevo Gary Russell Jr. por decisión mayoritaria para capturar el Título Mundial del Peso Pluma del WBC en el evento principal de SHOWTIME desde el Borgata Hotel Casino & Spa de Atlantic City, Nueva Jersey como parte de un evento de Premier Boxing Champions repleto de acción de principio a fín este sábado por la noche.

(Video de los mejores momentos de la cartelera AQUÍ)

“Este es un sueño hecho realidad para mí”, dijo Magsayo. “Mi sueño acaba de hacerse realidad. Esto era lo que soñaba desde que yo era niño. Estoy tan orgulloso de ser el nuevo campeón. Gracias a todos los aficionados filipinos por su apoyo”.

(Entrevista de Jim Gray con Magsayo AQUÍ)

Magsayo (24-0, 16 KOs) es un pupilo de un compatriota legendario suyo como Manny Pacquiao y logró acabar con el reinado más extenso del boxeo masculino al derrotar a Russell (31-2, 18 KOs) tras 12 reñidos. Magsayo logró aprovechar que era más grandote que Russell y se benefició por una lesión aparente en el hombro derecho de Russell que se hizo evidente durante el cuarto asalto.

“Creo que me rompí un tendón en mi hombro derecho”, expresó Russell.  “No había competido desde hace casi dos años. Esto es lo que hacen los verdaderos campeones. Yo quería demostrar mi superioridad dentro del cuadrilátero más allá de la lesión”.

“Me lastimé el hombro hace más o menos dos semanas”, prosiguió Russell.  Sin embargo, yo seguí adelante con la pelea ya que soy un campeón de verdad y eso es lo que hacen los guerreros. Yo pelearé más allá de lo que suceda, ya que me rehúso a no competir y no poder demostrarle mi habilidad a los aficionados y a la gente que vino a ofrecerme su amor y su apoyo. Por favor, créanme cuando les digo que regresaré. Todavía quiero disputar estas peleas”.

 

“Supe que lo herí en el cuarto round”, dijo Magsayo. “Lo supe aprovechar ya que él se quedó pudiendo utilizar solo una mano. Esta era mi oportunidad, y mi entrenador me decía que vaya al frente utilizando buenas combinaciones. Me dijo, ‘esta es tu chance de convertirte en un campeón’. ¡Y ahora yo soy un campeón!”.

Russell pareció lesionarse el hombro tras lanzar un derechazo corto y reflejar su expresión de dolor casi inmediatamente antes de replegarse. Russell logró adaptarse y tuvo éxito enfocándose en lanzar solamente golpes variados con la mano izquierda.

Magsayo, quien se entrena bajo la tutela de Freddie Roach, logró conectar un 41% de sus golpes de poder durante la pelea, un porcentaje muy superior al 28% de los golpes que los ocho rivales anteriores de Russell habían logrado conectar de forma combinada, según CompuBox. Russell se vio limitado a lanzar apenas 64 jabs y fue superado en el rubro de golpes conectados por 150-69.

Magsayo siguió presionando en los asaltos decisivos y consiguió que esa actividad lo lleve a la victoria, incluyendo un embate que estuvo a punto de derribar a Russell sobre el final del décimo round, poniendo de pie a los aficionados filipinos presentes en la velada.

Tras 12 rounds, Magsayo prevaleció en las tarjetas de los jueces cuando una decisión de 114-114 de uno de los jueces se vio superada por la de los otros dos que reflejaron puntajes de 115-113 a favor de Magsayo. Tras la pelea, Russell indicó que él todavía creía que ganó la pelea, mientras que Magsayo dejó abierta la posibilidad de una revancha a futuro.

“Yo creía en mis habilidades y en lo que ofrezco dentro del cuadrilátero”, dijo Russell. “Para serte honesto, yo sentí que gané la pelea. Obvio que quiero una revancha. Obvio que quiero una revancha, La pregunta es, ¿él la querrá?”.

“Depende de mi equipo promocional”, dijo Magsayo cuando le preguntaron sobre una posible revancha. “Pero estoy dispuesto a pelear contra quien sea. ¡Ahora yo soy el campeón!”.

El co-evento principal vio al contendiente puertorriqueño del peso super pluma Subriel Matias (18-1, 18 KOs) prevalecer por nocaut técnico en el noveno round ante Petros Ananyan (16-3-2, 7 KOs) tras derribar a Ananyan sobre el final del asalto definitivo y provocando que el doctor que estaba al lado del cuadrilátero detenga la contienda entre rounds tras pasar por la esquina entre rounds tras una velada entretenida de ida y vuelta.

 

Esta fue la revancha de su pelea del 2020, la cual había contado con Ananyan como ganador por puntos. Matías, sin embargo, logró vengar aquella derrota que había sido la primera de su carrera para volver a encaminarse rumbo a pelear por un título mundial. La contienda fue disputada de cerca de principio a fín y Matías le apuntó al cuerpo de su rival con frecuencia desde el vamos, mientras que Ananyan era exitoso golpeando la cabeza de su oponente.

“Esta era la pelea que quería”, dijo Matías, quien estaba jubiloso en las mieles de la victoria tras una pelea dinámica. “Era la que anhelaba. Quería vengar mi derrota previa contra él. Cuando estás seguro de tu capacidad y de tus habilidades, tú aceptas la revancha”.

Matías pudo contar con una ventaja de 252-164 en golpes conectados durante la pelea, incluyendo una ventaja de 59-12 en golpes al cuerpo. Ananyan fue todavía más active que Matías y lo superó en golpes totales por 761-678, pero Matías fue más efectivo conectando un 37% de sus embates comparado con el 21% de Ananyan.

Matías era tan insistente en ir al cuerpo que se vio perjudicado por ello cuando el referí Mary Glover le dedujo un punto en el amanecer del séptimo episodio. Sin embargo, eso no hizo desentonar al boricua, quien conectó un golpe decisivo en los segundos finales del noveno round contrarrestando con un gancho de zurda letal que hirió a Ananyan de forma severa y lo envió a la lona.

Ananyan logró ponerse de pie, pero la campana lo salvó poco después y el doctor ubicado al lado del ring dictaminó entre rounds que Ananyan ya no estaba en condiciones de continuar. La pelea culminó con un veredicto oficial de nocaut técnico tras nueve asaltos.

“Yo no solo golpeo duro, sino que peleo como si estuviese talando un árbol. Nunca paro de golpear a mi rival. Creo que puedo volverme todavía más fuerte, pero ya veremos qué sucederá”, declaró Matías.

La pelea inaugural de la noche vio al potente contendiente Tugstsogt Nyambayar (12-2-1, 9 KOs) enfrentándose a un rival que demostró su valía como Sakaria Lukas (25-1-1, 17 KOs) tras un empate por decisión dividida después de 10 asaltos reñidos en acción del peso súper pluma. La pelea contó con una decisión controversial, ya que un aparente derribo de Lukas fue dictaminado un resbalón de Nyambayar, y eso le privó la victoria al suplente que aceptó la pelea a último minuto.

 

El affair de ida y vuelta vio a Nyambayar arrancando mejor con un uppercut de zurda que causó que Lukas tambalee. Lukas no tardó en recuperarse, aunque Nyambayar domino los episodios iniciales con una ventaja de 67-46 en golpes conectados durante los cinco asaltos iniciales.

Lukas comenzó a remontar con su jab consistente de derecha, y también pareció herir a  began Nyambayar con un derechazo en el octavo round. Lukas mandó a Nyambayar a la lona tras ese golpe, pero el referí Eddie Claudio dijo que se resbaló.

“Lo que yo vi en tiempo real basándome en su lenguaje corporal fue que él se cayó no por el impacto del golpe, sino que simplemente se había resbalado. Sus pies lo traicionaron y simplemente se cayó impacto”, Claudio dijo tras la pelea.

El derribo potencialmente obviado fue la diferencia en la pelea, ya que los tres jueces determinaron de forma unánime que Lukas había Ganado al menos tres de los cinco asaltos finales. Las tarjetas decisivas fueron de 96-94 para Nyambayar, 96-94 para Lukas y 95-95, resultando en un empate por decisión dividida para ambos.

“Yo pensé que gané la pelea y no creía que había sido derribado”, opinó Nyambayar. “Fue una pelea intensa y difícil, especialmente contra un rival anunciado con poco tiempo de antelación. Mi objetivo es volver a pelear por el título mundial”.

“Todos vieron que lo derribé y que yo debí haber ganado por decisión dividida”, dijo Lukas. “Peleé con todo mi corazón y merecí haber ganado. Acepté la pelea a último minuto, pero estaba listo para ganar. Yo creo que gané la pelea, pero no puedo hacer nada respecto a la decisión de los jueces. La afición me apoyó y sabe lo que pasó”.

La transmisión de este sábado de SHOWTIME CHAMPIONSHIP BOXING será repetida el domingo, 23 de enero a las 9 a.m. ET/PT por SHOWTIME y el lunes, 24 de enero a las 11 p.m. ET/PT por SHOWTIME EXTREME.

El comentarista deportivo veterano Brian Custer fue anfitrión de la transmisión de SHOWTIME, mientras que Mauro Ranallo, la voz más versátil de los deportes de combate, narró la acción golpe a golpe junto al analista y miembro del Salón de la Fama Al Bernstein y el campeón mundial de tres divisiones Abner Mares. Tres miembros del Salón de la Fama redondearon al equipo periodístico de SHOWTIME. Un reportero ganador del premio Emmy® como Gray, el juez no oficial Steve Farhood, y el anunciador reconocido a nivel mundial Jimmy Lennon Jr. El productor ejecutivo fue el cuatro veces ganador de un premio Emmy® David Dinkins, Jr. La televisación del evento fue producida por Ray Smaltz III y dirigida por el director Chuck McKean. El excampeón mundial del peso mediano junior Former Raúl “El Diamante” Márquez y el comentarista Alejandro Luna fueron los analistas expertos en español por la Programación de Audio Secundario (SAP).